jueves, 26 de noviembre de 2009

Modelo de telediario

Voy a proponerles hoy un sencillo ejercicio que, si quieren, se lo pueden tomar como una tarea. De tal manera, cuando acaben la lectura tienen dos opciones: la primera consiste en comprobar si les he mentido; y la segunda, hacer como la mayoría de escolares actuales, a saber, no me prestes el más mínimo caso, apaga el ordenador y a otro asunto.
Va un modelo de telediario de mediodía. La familia está comiendo y a la vista el pequeño televisor que todos tenemos en la cocina (comedor):
Abriremos con unas cabras decapitadas (primeros planos) que situaremos, por ejemplo, en el barrio costero de San Felipe (Villa de Moya, Gran Canaria). Añadiremos que es frecuente el que también hallemos gallos, gallinas y palomas (siempre sin cabeza, por supuesto). ¿Supuestos ritos satánicos?
La agresión –no aclarada aún– a unas parejas de jóvenes por parte de los porteros (tres) de una discoteca, las declaraciones de la novia de un agredido y a su vez ex-novia del agresor, que si llega a saber que él trabajaba allí, ni por asomo se le hubiese ocurrido aparecer por los alrededores… ¿Tres porteros en una discoteca? ¿Y nunca saben nada?
Otra agresión a un vendedor del cupón. Primerísimo plano de la herida en la cabeza (poner abundante mercromina o betadine; si no, que se rasque un fisco o dibujarle dos o tres puntos de sutura).
Grabación de videoaficionado: robo en una tienda por un aprendiz torpe de ladrón y… ¡ya está!, ¿qué más quieres?
Llega al puerto de Arguineguín de los tripulantes, que no náufragos, de uno de los veleros que participaba en la ARC (regata hasta la isla de noséqué por todo el Atlántico p´alante). Jolines, si no nos llegan pateras, algo parecido tendremos que poner.
No hemos trincado droga en estos días, pero aprovechando que atracó el Petrel, hablaremos de su radar (para que se chinche Zapatero y arregle el del tiempo). En las imágenes saldrá un buque de la Naviera Armas, porque los de Fred Olsen son más rápidos y se nos echan fuera de la pantalla.
De lo que viene de fuera, operación contra la cantera de ETA, la detención del alcalde de Polop (Alicante) por la muerte de su antecesor en el cargo, los asesinatos de Filipinas (imágenes al canto) y las inundaciones en Inglaterra (ni comparancia con las nuestras).
Llegaron las vacunas (gripe A) para las embarazadas. Imágenes de la sala de espera (llena de hombres, que para eso son los que embarazan) de cualquier hospital.
Rueda de prensa (barrido de la cámara por la grey periodística y todas chicas) sobre el problema de la eyaculación precoz (que ya tiene solución. O retraso).
Nombramiento del jefe de la policía canaria. ¿Lo cogiste ahora, bobalicón?
Ayudas a los damnificados por las lluvias torrenciales del pasado 16 de noviembre (no ponemos imágenes pues nos van a decir que no hacemos nada o lo hacemos todo mal, sólo la intervención del portavoz gubernamental).
Vertidos incontrolados en el Norte de Gran Canaria, que junto a la mierda (en todos los sentidos) de Telde, palos para el Cabildo.
Nuevos cortes de luz en La Gomera (en Valle Gran Rey, toma moción de censura, si hubiesen dejado a Esteban lo habríamos silenciado).
Algo del Sida, un ERE en el aeropuerto de Guacimeta (unos breves apenas).
Y mucho de violencia de género (que junto al exceso informativo de los actos terroristas y de los incendios forestales invitan a los depravados a seguir con la fiesta).
Muchacho, ¿cuánto llevamos ya? Vale, antes de los deportes (lesiones, declaraciones explosivas, entrenadores en la cuerda floja…), a ver, a ver, sí, el concurso de escaparates navideños en Frontera (para que Padrón no se nos moleste sobremanera).
¿Comedores sociales? Pero si vivimos como marqueses. ¿Qué osado dijo hambre?
¿Atascos en el Norte? Que cojan por la carretera vieja. ¿Que no llegan a la consulta? Que salgan una semana antes.
¿Problemas en la sanidad y educación? Boberías de los sindicatos, les daremos dos liberados más y a comer al pesebre.
No, el tiempo suele ser el que es. Y como casi siempre decimos el que hizo ayer, poco fallamos. Eso, nubes por el Norte y despejado por el Sur. Algo de calima en Lanzarote y algo de arena por Corralejo.
Acabo: te juro que no te engañé ni tanto así. Fue el martes (que no 13). ¿La cadena? ¡Ah!