lunes, 28 de marzo de 2011

Insensato y temerario

Es bastante probable que más de uno de mis amables lectores me pueda tachar de manía persecutoria contra nuestro estimado presidente autonómico (con el consiguiente peligro de que el blog vuelva a desaparecer). Pero es que tras dedicarse durante casi cuatro años a deleitarnos con titulares cargados de profundas dosis de ‘mago del campo’ (ver acepción al uso y coloquial del periodista paradigma en la práctica del travestismo informativo), está que se sale en estos últimos meses de legislatura. Me quiero imaginar que lo que le ocurre a un servidor es compartido por muchos que sentimos pavor y sonrojo ante los procederes de quien va por esos mundos representándonos en diferentes foros. Y me niego rotundamente a que me consideren imbécil redomado y analfabeto funcional. Porque no me vale la cantinela de que Rivero es un hombre formado y forjado en las adversidades, hecho a sí mismo a base de esfuerzo, dedicación, voluntad, tenacidad y no sé cuántas capacidades más del bien hacer (y mejor trepar). No, es –y ha sido– el clásico aprovechado a quien la vida le ha puesto en bandeja una situación que le llegó de cara y ha sabido administrar adecuadamente los tiempos para continuar subido al machito. Y no me vengan con las dificultades de sus orígenes, de las penurias y sacrificios, porque los amenazo con contarles mi vida y luego comparamos. Si quieren, para tener más elementos de juicio, añado experiencias vitales de un montón de amigos que criamos más cabras y conejos que su excelencia sauzalera. No me estén buscando las cosquillas que me conozco.
Sí, tal es el avergonzamiento que me invade que pienso qué concepto tendrán de los canarios todos aquellos foráneos que tienen acceso a las diatribas verbales de la primera autoridad de esta región ultraperiférica y archipielágica. No incluyo a los que habitamos estas peñas porque somos los únicos culpables de estos desaguisados. Es tal su insensatez y su temeridad (la falta de ignorancia, que decía Cantinflas; y tal vez sea eso: que nos lo tomamos a risa) que esta fue su última perla en relación con la mal denominada violencia machista: “las regiones que tenemos una llegada mayor de personas de otros lugares tenemos más situaciones de este tipo”. Y añadió ante el selecto auditorio: “se trata de un fenómeno con un problema de educación”.
Vamos, como siempre, por partes, estimado maestro no ejerciente. Un nacionalista como tú hablando de región. ¿Te jugó una mala pasada el recuerdo de aquellos meses que estuviste en un aula con aquel viejo mapa de España? ¿A quién, o quiénes, te refieres cuando expresas lo de personas que vienen de otros lugares? ¿Has sufrido tú, egregia figura, en carne propia algún atisbo de escenario o ambiente similar? Mira, tengo excelentes amigos en el gremio que proceden de ‘otros lugares’ y discrepamos en lo que menester fuere, pero jamás ha pasado por nuestras mentes lo que tú no insinúas sino que lo denuncias abiertamente. Practico tu teoría a pie juntillas y te indico que hay una concejala en el ayuntamiento de Santa Cruz que procede de fuera. ¿Cómo? ¡Ah!, tú te referías solamente a los infelices negritos africanos arribados en pateras y los pobres ignorantes sudamericanos. Pues explícate mejor, hombre, para hacer la clasificación oportuna. ¿Dónde incluimos a los procedentes de los países del este europeo? Estás dibujando un panorama que ayuda muy mucho a lo otro de lo que presumes, a saber, el turismo. Que no, por supuesto que no te contradices ni meas por fuera de la bacinilla. Somos nosotros, pobres e ignorantones, los que no entendemos nada porque no alcanzamos ni por asomo las sublimes entendederas de nuestras (sus) señorías. ¡Oh!, fíjate tú si somos torpes que hace unos días se le ocurrió a un ingeniero (que algo habrá estudiado) insinuar (solo insinuar) que no tiene tan claro el proyecto de Tindaya por si cuando comiencen a excavar se le desgofia o desgorrifa (en culto, o de fuera: se desmorona) el invento, y tanto tú como Berriel (expertos geólogos, mineros y cabuqueros) le saltaron como quíqueres, qué digo, gallos de pelea. Eso, doctos ejemplares de la fauna autóctona.
Sí, Paulino, es un problema relacionado con la educación. Eso lo tengo meridianamente claro. Y te felicito por haberlo reconocido, que en ti ya es un logro. Porque tú y yo sabemos que los necios de PISA están completamente equivocados con nosotros. Lo he mantenido en este foro en más de una ocasión, y tú en el tuyo, en el que atiendes personalmente entre salto y salto. Porque fue en tu helicóptero donde se implantó por vez primera en esta nacionalidad (ya sabes lo que debes decir para la próxima) lo de la Wifi esa. Por ello me he permitido copiarte unos titulares de varios de tus post (hay que ver cómo progreso), porque compendian, de manera clara y fehaciente, tu pensamiento, tu quehacer:
Austeridad son hechos, no palabras (tú, el modelo); Cataluña mira hacia Canarias (cuando el Tenerife le ganó al Real Madrid); Pisa, una apuesta por la excelencia educativa de Canarias (qué cinismo); Buenas señales para Canarias (pues las del 110 se están arrugando todas); Lanzarote, el valor de la unidad (precisamente elegiste la más representativa); Apuestas con futuro (ya me extrañaba a mí que Oswaldo solito hubiese inventado lo de la valla); Raciones de realidad (¿eso es una nueva tapa con chorizos de Teror?); Canarias tiene futuro ( por supuesto, sin ustedes); Canarias por encima de todo (como no le dé la vuelta al mapa); Estamos en el buen camino(y que sea una realidad el 23 de mayo)…
Especial atención al de ‘Gracias, Adán’, que a modo y semejanza de los últimos aparecidos en la prensa tradicional por el fallecimiento del Padre Antonio, demuestran el altísimo grado de cinismo de los políticos que nos mal gobiernan en estas ínsulas cada vez más baratarias y a los que yo espero que el electorado responsable (y atribulado) sea capaz –porque esta tierra y sus gentes se merecen mucho más–, de poner a practicar lo que en teoría predican a la perfección. Botémosles para que no nos denigren más.
Feliz comienzo de semana.