miércoles, 6 de abril de 2011

La web de mi ayuntamiento

Con anterioridad hemos hecho referencia al sitio oficial o web del ayuntamiento de Los Realejos. Un instrumento primordial para, como se dice, los tiempos que corremos. Y no es que lo sostenga yo, que puedo tener mis caprichos, sino que lo reconoce el propio alcalde, pues cuando te asomas a la susodicha, hallarás en su portada la fotografía de don Oswaldo Amaro que te saluda de la siguiente manera:
Las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías de la comunicación son incalculables, en cuanto a sus beneficios sociales. Un ejemplo de ello es la presente página web, que desde el Ayuntamiento de Los Realejos hemos creado con la doble función de que sirva como una de las herramientas que acerque la administración a los vecinos, y por otro ofrecer la información que precisen los ciudadanos del mundo que se muestren interesados en conocer nuestra idiosincrasia.
Bueno, a mi modesto entender, yo no hubiese puesto esa palabreja de idiosincrasia (rasgos, temperamento, carácter… propios y distintivos de un individuo o de una colectividad), porque los realejeros, en su conjunto, somos tan dispares que difícilmente hallaremos rasgos más o menos similares. Fíjense ustedes que a mí no me gustan los fuegos, lo creo un gasto superfluo, innecesario, despilfarrador. Y les van a reservar una zona mientras no tenemos aparcamientos. Pero, ya saben, para gustos, colores.
Tras largo debate en sesión plenaria de meses atrás, tras cuestionar que si el blog de Radio Realejos estaba ejerciendo una función paralela (remisión al acta correspondiente) y tras amplísimo cambio de impresiones entre los diferentes grupos políticos, ni herramienta que nos acerca la administración, ni canal informativo que se precie. Tanto que lo último insertado en la misma data del 15 de enero de 2011 (sábado), casi tres meses, y dice: El Ayuntamiento solicita 600.000 euros para la contratación de 92 personas desempleadas. La Concejalía de Empleo presenta al Gobierno regional el proyecto “Los Realejos convive” de atención y dinamización social, embellecimiento y orientación laboral. La Concejalía de Empleo del Ayuntamiento de Los Realejos ha solicitado financiación para la puesta en marcha de un proyecto que permitirá contratar a 92 personas. El concejal del citado departamento municipal, José Vicente Díaz Reyes, informó de que se ha pedido al Servicio Canario de Empleo, un total de 609.174,78 euros para la implantación del proyecto “Los Realejos convive”, “una ambiciosa iniciativa que ofrecerá servicios en cuatro campos diferentes, por lo que se verá beneficiado todo el municipio, además de poder sacar de las listas de desempleo a más de 90 realejeros”.
Ustedes me dirán, estimados fisgoneadores míos. Escuché una tertulia en Radio Arena en la que se manifestaba que había unos cinco mil parados en el pueblo. Siguen cerrando empresas, incluso en las denominadas, y encumbradas, zonas comerciales abiertas. Y no creo que la propuesta del concejal aludido en el párrafo precedente haya servido de nada. ¿Por qué? Porque si hubiese habido una respuesta positiva, seguro que habría ocupado lugar preferente en El realejero, periódico propagandístico de CC que sigue engañando a más de un incauto. Claro, entre redactar y rellenar páginas y páginas para no decir absolutamente nada, y conceder distinciones a porrillo, salvo a los que perdemos el tiempo en husmear, ¿a quién demonios va a importar que ‘las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías’ sean o no adecuadas y pertinentes?
Tendremos que esperar pacientemente hasta después del verano, cuando se hayan consolidado los pactos (Tenerife y Canarias) y el pacto (Los Realejos), para que la maquinaria administrativa vuelva a la normalidad, a adquirir velocidad de crucero. Mientras, vayan sacando el traje de magos que mayo está a la vuelta de la esquina y preparen las carretas que ya los bueyes están casi listos. ¿Haremos el baile de magos el día de reflexión? ¿Participarán todos los candidatos en la feria de ganado? Recorriendo y observando el panorama, claro. Se promete divertido este año el concurso de arrastre. Aunque los actos festivos suelen ser ya tradicionales, cada cuatro años adquieren una mayor relevancia, como los años bisiestos.
Dejaré para otro día lo que se sostiene en tertulias televisivas (no a los dobletes) y lo que la práctica cotidiana nos traslada (parlamento, ayuntamiento, honradez, historia, siglas, ideologías, creencias, encuestas…). Y también la explicación que remitiremos al INE (Instituto Nacional de Estadística) acerca de su duda ante el incremento de residentes en algunos pueblos de España (con perdón), entre ellos el gomero de Valle Gran Rey. En este último está clarísimo: para que cada uno de los habitantes tenga cabida en alguna del centenar largo de las candidaturas que se van a presentar, debido a las tantas escisiones producidas en las sedes, subsedes, asociaciones, colectivos, grupos, grupúsculos, grupitos, chiringos, chiringuitos, clubes, equipos... Tantas que ni CC y CCN se pusieron de acuerdo y van por separado. Chiquito gasto de papel. Menos mal que los actos de la campaña van a ser silbados, que si no.
Hasta mañana.