viernes, 25 de noviembre de 2016

El valor de un pedo

Otra semana que finaliza (sábados y domingos no se trabaja) cargada de acontecimientos por donde quiera que te vires. Y la cerramos con el éxito incontestable de una ventosidad que expele linda moza bajo el agua por el lugar que te puedes estar imaginando. Cierto artista israelí colgó el vídeo de la secuencia en Internet y ya ha alcanzado unos cuantos millones de visitas. Qué bellas burbujas. Si este hecho hubiese ocurrido en aquellos tiempos que no teníamos ni máquina de escribir, lo habríamos tildado, directamente, de guarrería, pero ya sabes que todo cambia y el progreso trae, a veces, malos olores aparte de quebraderos de cabeza.
Como los que debe estar sufriendo Carlos Alonso, presidente del cabildo tinerfeño, que sigue tensando la cuerda. Y ha creído ver en la consejera, y conejera, Chacón la diana perfecta en la que ejercitar su manía disparadora para acercarse más a sus orígenes populares. Las colas de la TF-5 han surgido de improviso, de la noche a la mañana. Lo descubrió el otro día mientras consultaba a la bola de cristal que le prestó otro presidente. Y en ella no atisbó el pasado de varias décadas en que esa Consejería estuvo dirigida por diversos cargos de CC. El mencionado otro presidente, dueño, además, de elegante cochinito de oro, obvia que en determinado municipio norteño el caos circulatorio es de órdago. Claro, como él está normalmente fuera, ni se entera.
Cuando accedas a estas líneas, ya los ‘nacionalistas’ portuenses habrán dicho que nones a la moción de censura. Y Marco (quien alabara hace apenas unos días la magnífica labor de una radio municipal ante el que precisamente hace todo lo contrario a lo que el sentido común dicta para un medio de comunicación de estas características) deberá seguir esperando. Mientras, a su partido, el PSOE, le habrán disparado por enésima vez tremendo gufo en la línea de flotación al grito de: ¡Toma pacto! Y es que CC cuando se lo echa, se lo echa. Y cada cual eructa por donde cree conveniente.
Saben ustedes que ahora mismo el PSOE está descabezado. Aquí y allá. Aunque por estas ínsulas sin ni siquiera gestora. Dicen que les está costando aunar todas las sensibilidades. Y por ello –las redes sociales son el demonio– nadie se calla y muchos se postulan. Hasta Jerónimo Saavedra que debería guardar respetuoso silencio por el puesto que ocupa, habla de sectarismos internos. Vaya novedad.
Juan Fernando olvida que ya estuvo, que obtuvo unos buenos resultados electorales, y que se mandó a mudar. Ahora reconoce que la situación es crítica y se postula para volver con su guitarra. Ya ejercitó, coro incluido, hace escasas fechas en torno a una buena cuchipanda. Ha declarado a diestro y siniestro. Lo entrevistan cada tres por dos. Y nadie le pregunta por qué demonios se fue. Si existe desaguisado en la organización, algo de culpa tendrás por haberlos dejado abandonados.
En La Frontera (El Hierro) se consumó la moción de censura. Desde Las Puntas hasta Sabinosa se han escuchado epítetos de todo calibre. Hubo declaraciones y llantos para todos los gustos. Uno que no ha tanto dijo que implicaría graves consecuencias en el pacto regional y amenazó con dejar su puesto de consejero –sí, Narvay, va por ti– reconoce en la actualidad que aquella isla quedaba fuera del paraguas pactista y que ya no se va. ¿A quién le amarga una quesadilla? ¡Ay!, lagartos… de Salmor.
Pero en todas partes cuecen habas, o guisan judías. Que son buenas, como muy bien sabemos, para que el tránsito intestinal desemboque adecuadamente en el punto de referencia. Al tiempo que CC en Tenerife se ha aprovechado de los viejos hasta límites que rayan la desvergüenza (cuánto bocadillo de mortadela), la presidenta de la gestora (¿otra?) en Las Palmas de Gran Canaria acusa al ayuntamiento del uso partidista de los centros cívicos y locales sociales. Como gobierna un tripartito, no sé si la denuncia es conjunta o separada. Yo le aconsejo que se venga a La Orotava, por ejemplo, y Linares la pondrá al corriente de las incursiones políticas en los movimientos vecinales.
Para exabruptos los que se manda Rafael Andrés Hernando Fraile, portavoz del grupo parlamentario popular. Si los de abajo le salen igual, agüita. Menos mal que este blog de pueblo es más limitado que el alcance de muchos políticos, que si no me habría tildado de hiena que muerde. Ese no ha visto circos con animales por estos lares. Y es que el fallecimiento de Rita Barberá ha dado para mucho. Menos mal que dentro de unas horas, a otra cosa.
Perdonen que hoy haya salido el asunto tan aerofágico, pero es que hay días con demasiadas diarreas. También las mentales, por supuesto. Como las de alguien que afirmó que la calle de El Medio de Arriba no iba a ser cerrada al tráfico, salvo en momentos puntuales, con motivo del arreglo de su acerado.
Recuerden que mañana y pasado podrán leer las entregas antepenúltima y penúltima de Turismo Y Folclore, con la entrevista a Juan López, uno de los fundadores de Majuelos y en aquel entonces director de la Escuela Municipal de Folclore de Santa Cruz de Tenerife.
Sean felices.